Máxima expresión de la inclusión

65 impactos

Personas con discapacidad visual, leyendo braille en una ficha técnica
62

La era que atraviesa hoy nuestras vidas y todo lo que realizamos tiene que ver primordialmente con lo digital, que se relaciona directamente con la información y la tecnología.

No es excepción, como lo vimos en un artículo anterior, el deporte como práctica  para las personas con discapacidad, pero así como este campo es de dominio y manejo de estas personas, la cultura, la recreación y todos los ámbitos de la vida del país también lo son.

Siendo un tema total y absolutamente transversal, hoy en la recreación y la cultura lo digital y lo tecnológico igualmente atraviesa todas las actividades. Desde los juegos convencionales digitales que ocupan tiempo de grandes y chicos, hasta la literatura, el cine, los museos, las bibliotecas y todos los escenarios que rodean el conocimiento, el deporte y el entretenimiento. Estos son objeto de lo tecnológico y, a partir de ello, todo lo que permita que este aspecto sea lo más inclusivo.

La accesibilidad, lo hemos comentado ya en otros momentos, es el concepto a tener en cuenta en lo digital, lo tecnológico y la información. Pero no porque sea la moda o lo que se estile a nivel internacional, sino porque sabemos plenamente que beneficia para la inclusión.

Los entornos que cuentan con accesibilidad, implementada de manera formal y juiciosa, hacen que estos ámbitos hagan parte de los inclusivos, pero no para la discapacidad, sino para todos aquellos que se desempeñan de formas distintas respecto de los usuarios convencionales, que es lo que estamos llamando accesibilidad, que viene del concepto de diseño para todos y que no significa más que construir y conformar los espacios totalmente inclusivos.

Ello viene desde normas expresas de beneficio para la discapacidad, que actualmente se contemplan en la Ley 1346 de 2009, pero son de amplio beneficio para los que están de manera temporal o permanente en situaciones personales que no les favorece para su desempeño y que, por ende, les hace objeto de este concepto.

Por razones como estas, todo lo que beneficie a la discapacidad está favoreciendo a usuarios no convencionales o que se desempeñan de formas distintas.

El INCI asesora en todos los temas relacionados con la adecuación de espacios físicos, de servicios y tecnología para que los colombianos se puedan desempeñar y alcanzar la realización de todas las actividades que se propongan. Promovamos e impulsemos el que la accesibilidad se incorpore de la mejor manera para beneficio amplio del país.

Carlos Parra Dussan Director General Instituto Nacional para Ciegos - INCI
Autor:
Santiago Rodríguez
Profesional Especializado
Instituto Nacional para Ciegos - INCI